APRENDER ¿Por qué se utiliza roble para la crianza de los vinos?

ARGENTINA Costos de cosecha de uva se disparan en Argentina en 2024, según informe de Acovi


Informe de Acovi revela un significativo incremento en los costos de cosecha de uva en Argentina en 2024 

La Asociación de Cooperativas Vitivinícolas Argentinas (Acovi) ha presentado su informe anual, en el cual se analiza la variación de los costos de la cosecha de uva en el país. Este análisis abarca las diferentes modalidades de recolección utilizadas: manual, asistida y mecanizada. El informe revela un significativo incremento en los costos de cosecha durante 2024 en comparación con el año anterior.

El costo de la cosecha constituye aproximadamente el 30% de los costos operativos en la producción vitivinícola. De acuerdo con el informe, la cosecha manual, que sigue siendo la más utilizada, experimentó un aumento del 168% en el costo para la uva tinta común y del 171% para la uva varietal en 2024 en comparación con 2023. Este aumento se debe, en parte, a la subida del precio de la ficha, que fue del 150% para la uva tinta común y del 160% para la varietal. Además, el costo del combustible, que incrementó un 241% interanual, contribuyó significativamente a este aumento.

La cosecha mecanizada, que representó el 23% del total en 2024, se empleó predominantemente en las provincias de Mendoza y San Juan. Aunque el costo en términos nominales se mantuvo similar al del año pasado, la variación en el tipo de cambio, dado que este método se cotiza en dólares, resultó en un aumento interanual del 231% para la uva tinta común y del 202% para la uva varietal. Fabián Ruggeri, presidente de Acovi, resaltó los beneficios no cuantificables de la cosecha mecanizada, tales como la rapidez del proceso y la reducción del riesgo de accidentes laborales. Además, destacó que el sistema cooperativo, al contar con sus propias cosechadoras, permite a los pequeños productores acceder a esta tecnología, algo que sería difícil si tuvieran que contratar el servicio de manera privada.

Por su parte, la cosecha asistida, que utiliza bines y/o carros para facilitar la labor de los recolectores, registró un incremento del 172% y del 122% en el costo para la uva tinta común y varietal, respectivamente. Este método, que incorpora cierto grado de mecanización, requiere menos esfuerzo físico y permite la participación de trabajadores de mayor edad. Según Ruggeri, la productividad puede mejorar hasta un 60% en comparación con el método tradicional.

El informe de Acovi concluye que tanto la cosecha mecanizada como la asistida ofrecen ventajas significativas sobre la manual, especialmente en términos de eficiencia y reducción de costos. Además, el sistema cooperativo facilita el acceso a estas tecnologías, disminuyendo los precios para los pequeños y medianos productores. La entidad también enfatizó la importancia de contar con líneas de financiamiento para fomentar la creación de empresas de servicios agrícolas, lo cual podría beneficiar aún más al sector vitivinícola.

Comentarios