APRENDER ¿Por qué se utiliza roble para la crianza de los vinos?

INTERNACIONAL El asteroide que mató a los dinosaurios dio origen al vino


Estudio revela vínculo entre el asteroide Chicxulub y la aparición de las uvas 

El asteroide que impactó la Tierra hace 66 millones de años, acabando con los dinosaurios, también fue responsable del origen del vino, según los investigadores. El asteroide Chicxulub golpeó la Tierra y se cree que la devastación y la alteración climática resultante del impacto fueron las principales causas del evento de extinción del Cretácico-Paleógeno.

Esta interrupción acabó con todos los dinosaurios no avianos y aproximadamente el 75% de la vida vegetal y animal. Ahora, los investigadores han descubierto que las uvas aparecieron en el registro fósil al mismo tiempo que esta colisión. El equipo del Museo Field de Historia Natural en Chicago encontró semillas de uva fosilizadas que datan de entre 60 y 19 millones de años en las regiones neotropicales de Colombia, Panamá y Perú.

Los investigadores describieron las comunidades vegetales de las neotropas como "notablemente diversas" y lo que creen que es la "evidencia más temprana" de las vitaceae, la familia de plantas con flores de la que provienen las vides, en el hemisferio occidental. Según el estudio, publicado en la revista Nature Plants, se revela cómo las uvas evolucionaron con el tiempo y eventos de dispersión previamente desconocidos.

El estudio indicó que la extinción regional y la dispersión han impactado sustancialmente en la historia evolutiva de las vitaceae en las neotropas. También sugiere que, aunque las neotropas han sido centros dinámicos de diversificación a lo largo del Cenozoico, la diversidad botánica neotropical actual también ha sido moldeada por extensas extinciones durante los últimos 66 millones de años.

Esencialmente, las uvas pudieron prosperar porque los dinosaurios ya no estaban presentes para pisotear las plantas, atravesar los árboles y destruir la vida vegetal del bosque. Sin su presencia, los bosques se volvieron más densos y la vida vegetal pudo prosperar, lo que permitió a las plantas trepadoras, incluidas las uvas, escalar a través de los árboles y sobrevivir.

Además, la nueva vida silvestre, incluyendo una población diversificada de aves y mamíferos, pudo haber ayudado a dispersar las semillas de uva. El autor del estudio, el Dr. Fabiany Herrera del Centro de Investigación Integrativa Negaunee en el Museo Field, señaló que el evento de extinción tuvo un "gran impacto en las plantas también", además de los dinosaurios.

El Dr. Herrera dijo que el bosque "se reinició" de tal manera que "cambió la composición de las plantas". "En el registro fósil, comenzamos a ver más plantas que usan vides para trepar árboles, como las uvas, alrededor de esta época", afirmó. Por lo tanto, la próxima vez que sirvas una copa, alza la mirada al cielo y recuerda aquel asteroide de diez kilómetros de ancho.

Comentarios